Hoy uno de nuestros alumnos, nos envió unas palabras motivadoras de Walt Disney. Siempre es interesante meterse un poco en la mente de la gente que triunfa en algún ámbito.

El éxito requiere por sobre todo una mentalidad adecuada. En  la seducción esto no es diferente.

“Un día decidí no esperar las oportunidades, sino ir a buscarlas yo mismo. Ver cada problema como una oportunidad para encarar una solución, y cada desierto como una oportunidad para encontrar un oasis.

Decidí ver cada noche como un misterio por resolver, y cada día como una nueva oportunidad para ser feliz.

Ese día descubrí que mi único rival no ero otro que mis propias debilidades y, que en éstas, está la única y mejor forma de superarnos…

Y dejé de lado el temor a perder. Descubrí que no era el mejor y me dejó de importar quién ganara o quién perdiera; simplemente comencé a preocuparme por saberme mejor que ayer.

Aprendí que lo difícil no es llegar a la cima, sino jamás dejar de subir y que el mayor triunfo al que puedo aspirar es tener el derecho de llamar a alguien amigo.

El amor es más que un sentimiento, el amor es una filosofía de vida.

Aprendí, que de nada sirve ser luz si no es para iluminar el camino de los demás, y que los sueños son para hacerse realidad.

Por eso, ya no duermo para descansar, ahora duermo para soñar.”

(Walter Elías Disney 1901-1966)

[fblike url=”www.seduccionsecreta.com.ar” style=”standard” showfaces=”false” width=”450″ verb=”like” font=”arial”]

Share